lunes, 23 de noviembre de 2009

Biografia de el General Francisco Morazan


Biografía De Francisco Morazán
José Francisco Morazán Quezada, nació en Tegucigalpa, Honduras el 3 de octubre de 1792 y fue bautizado el 16 de octubre del mismo año, en la Iglesia Católica de Nuestra Señora del mismo lugar. Sus padres fueron Eusebio Morazán y alemán, criollo antillano, descendiente de emigrantes corsos, y la centroamericana Guadalupe Quezada y Borjas. El matrimonio tuvo otros tres hijos: Benito, Marcelina, y Cesárea Morazán. Francisco escogió la política y la carrera militar y Benito optó por la carrera eclesiástica.
Morazán fue un hombre de fortaleza física e intelectual, y de disciplina propia. Era de carácter fuerte y controversial, un orador, escritor, militar y estadista centroamericano, miembro del Partido liberal, luchó denodadamente contra todos aquellos a los que consideraba enemigos de su ideal y de la patria grande.
Contrajo matrimonio el 30 de diciembre de 1825 con María Josefa Lastiri Lozano, en la ciudad de Comayagua y procreó una hija, a la que bautizaron con el nombre de Adela. Fuera de este matrimonio, a Morazán se le conocieron dos hijos más: José Antonio Ruiz (hijo adoptivo) y Francisco Morazán Moncada.
El General José Francisco Morazán Quezada (3 de octubre de 1792 - † 15 de septiembre de 1842), fue Presidente de la República Federal de Centroamérica (1830-1834;1835-1839); Jefe de Estado de Honduras (1827-1830), Guatemala (1829), El Salvador (1839-1840) y Costa Rica (1842). La figura del general Morazán encarna el ideal unionista centroamericano, además, es considerado uno de los jefes militares más importantes en la historia de América Central.
Desde su aplastante victoria, en contra de las fuerzas del presidente Arce, dirigidas por el coronel Justo Milla en 1827, hasta su triunfo sin combate en Costa Rica en 1842, Morazán demostró ser un excelente estratega militar. Por más de una década, Morazán dominó el panorama político y militar de Centroamérica. Fue reconocido como un gran visionario, pensador, y político, Francisco Morazán intentó unir a Centroamérica, en una sola nación progresiva por medio de sus reformas liberales. Pero lo atrevido de estos cambios para la epóca, originó en 1837; una revolución en Guatemala que culminó con el fin de la República Federal de Centroamérica.
Al final los objetivos de Morazán no se materializaron, gran parte del pueblo centroamericano acabó por abandonar la causa liberal, esto favoreció a los conservadores, que habían sido desplazados del poder en 1829 y cuyos planteamientos terminaron por dividir a Centroamérica en cinco pequeñas naciones.